La reforma de los retablos será posterior
«Regular». Así respondía el gerente de la empresa Lorquimur, encargada de la rehabilitación de la iglesia de San Francisco, a la pregunta del estado sobre el estado en el que se encuentran los retablos. El central quedó dañado como consecuencia de los elementos constructivos que se desprendieron desde la cubierta. Por el momento, la actuación prevista en este sentido comprende la limpieza completa de los mismos para poder descubrirlos de cara a Semana Santa. En la actualidad están cubiertos con grandes plásticos. Otra de las piezas que conforman el rico patrimonio de la sede de la Hermandad de Labradores es el órgano. «A petición del maestro Dinarte Machado no se ha cubierto más que en su parte superior. Una vez que todos los trabajos de la iglesia estén terminados, vendrá él para revisar el órgano y comprobar su estado», apuntó ayer el presidente del Paso Azul, José Antonio Ruiz, que adelantó que lo más probable es que «el órgano no suene este año en la tradicional Salve a la Virgen de los Dolores».
Fuente: La Verdad
Ver noticia original
Subir